Ahorrá sin darte cuenta

saving for college

Hay muchas cosas que podés hacer con Bs 10 y muchísimo más si ahorrás y acumulás esos diez de a poco. De diez en diez se puede llegar muy lejos aunque eso signifique largos días de privación (¿o no realmente?). Los gustitos, los antojos impulsivos e inesperados, los “es la última vez” o “solo uno más” nos hacen caer en una conducta de consumismo que muchas veces podría evitarse.

Te proponemos 10 pasos a seguir durante toda una semana y que notés la diferencia. Puede hacer que minimicés a la mitad tu monto de gastos, y así no solo vas a ver el dinero de otra forma sino que podrás aprovecharlo un fin de semana o tal vez darte gusto que signifique una inversión mayor (pero planificada) para las vacaciones.

1: Compartí auto y transporte:

Entre los taxis y transporte de ida y vuelta la cuenta sube; organizá tu tiempo con tus padres, hermanos o amigos que vivan cerca para ir o volver juntos al menos 1 o 2 veces a la semana. En tu casa podés tener una pizarra con el horario de todos, y planear los traslados del día, minimizando uso de transporte pagado, la noche anterior.

ahorrasinsufrir1

2. Descubrí lo que tenés en tu heladera:

En vez de ir a la venta o al supermercado por las cosas que te faltan para cocinar algo que tenés en mente, mejor fijate lo que ya tenés en casa y utilízalos como mejor puedas. En caso de que no se te ocurra nada, hay sitios en internet como que hay en la nevera, quierucomer y budgetbytes que te permiten introducir los ingredientes con los que contás, para sugerirte recetas que se basen en ellos.

3. Ver una película:

No es necesario gastar Bs 100 en una ida al cine por semana, solo porque no se te ocurre otro plan, mejor prestá más atención a la programación de la tv (pasan películas muy buenas, aunque no las últimas necesariamente). Alquilá o prestate películas de amigos (hacer intercambio es excelente plan). Mantenete atento a los ciclos de cine que organizan centros culturales locales (en la UPSA, el Centro Cultural Santa Cruz, el AECID y el Centro Cultural Franco Alemán tienen ciclos prácticamente el año redondo, la mayoría de ellos de ingreso libre).

4. No pagues demás para estar en forma:

Para qué pagar para ir al gimnasio cuando moverse es gratis. Al menos 2 veces por semana o las que podás, podrías reunirte con tus amigos para ir a trotar y hacer ejercicio. Hay muchos parques públicos en la ciudad, con seguridad y buena infraestructura, para pasar tiempo allí, disfrutando del aire libre y del sol.

ahorrasinsufrir3 5. Evitá las masitas y el cafecito de la tarde:

Reducí tus horas del té a dos veces por semana, como un gusto, o llevá galletas u otros tentempiés desde tu casa o el supermercado, donde los precios son más baratos que en las ventas más cercanas (y cómodas) en la calle. Si, además, planeás tomar el té en la oficina, no exagerés con la cantidad porque lo más probable es que al llegar a casa, en pocas horas más, comerás lo que encontrés (de nuevo, a precio más bajo que comprar al por menor en las tiendas de la calle o snacks).

 6. Contá el cambio en monedas:

Mantené el control de tus bolsillos, ayudará a tener una mejor conciencia sobre tus gastos; los billetes se van muy rápido.

7. Hacé las compras con una lista:

No te dejés llevar más por los impulsos en el supermercado y ve directamente a lo que necesitás. Como extra tip te recomendamos ir al súper o a hacer las compras de víveres habiendo comido antes, así no caés ante el deseo de cualquier golosina que se te cruce camino a lo verdaderamente necesario.

ahorrasinsufrir2 8. Asistí a eventos gratuitos:

En vez del cine, la cena, y el cover de la tocada en el boliche, es mejor  estar pendiente a la ocurrencia de eventos gratuitos ¡hay muchísimos en la ciudad!, desde tocadas benéficas en que encontrás a bandas que podrías ver en un boliche pagado, hasta teatro callejero, ciclos de cine de los que antes te mencionamos. Hay muchos eventos en la Manzana Uno, exposiciones en los Centros Culturales, las lecturas de poesía de la Plazuela Calleja, un sin fin de posibilidades.

9. Pensá mejor antes de tomar una ruta:

Con solo equivocarte de carril podés gastar más gasolina de la necesaria.

10: No comprés botellas de agua y rellená termos o recipientes;

aparte de ser ecológicamente mil veces más sostenible que comprar y desechar botellas de plástico, podés encontrar un termo o recipiente que exprese tu personalidad por su diseño o color y ese es gasto de una sola vez en mucho tiempo.

Así pensamos que podés cuidar tu economía para disfrutarla de una mejor manera. No se trata de prohibirte cosas sino de organizarte de forma que tengás más opciones a largo plazo, y recordá que con un día a la vez se hacen grandes cosas. ¿Vos tenés algún otro tip?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s