Moviéndonos por la ciudad

Ya hemos hablado sobre la ciudad como un espacio físico de convivencia de personas que viven bajo un conjunto de normas conocidas. Asimismo, vemos que dentro (y ‘a través’) de ese espacio físico y esa convivencia, se forma la cultura ciudadana como resultado de la interacción de los elementos que forman la ciudad, siendo los principales, las personas.

Surge entonces la preocupación de sostener una convivencia agradable entre quienes forman parte de la ciudad, entre sí y con el espacio.

Esta convivencia, idealmente justa y participativa de todos los que hacen la ciudad, se alcanza a través del conocimiento de las normas establecidas, inicialmente, y se continúa con educación sobre el vivir en diversidad, en tolerancia, en permanente estado de consideración de quienes comparten la ciudad con nosotros. A partir de esa preocupación, las personas se organizan, enfocadas a diferentes causas relacionadas al tema ciudad. Uno de estos grupos de personas organizadas localmente es el Movimiento Ciudadano Santa Cruz Cómo Vamos. Conocélo:

SANTACRUZ_COMOVAMOS

¿Qué es Santa Cruz Cómo Vamos?

Santa Cruz Cómo Vamos busca “Contribuir en la construcción de una ciudad democrática, justa y sustentable acorde a la visión planteada, mediante el monitoreo y control ciudadano a las acciones del sector público y privado, y la promoción y fortalecimiento del compromiso y la participación ciudadana en el mejoramiento de la calidad de vida en Santa Cruz de la Sierra.” (Texto extraído del documento de base formativa del movimiento)

Santa Cruz Cómo Vamos nace de la necesidad de adaptación a un vertiginoso crecimiento de nuestra ciudad en diferentes dimensiones: población, urbanidad, vía pública, y la interacción social que se ve afectada por todos esos cambios.

La ciudad no es un fenómeno natural, sino una construcción social.

Son decisiones humanas las que marcan el rumbo y la velocidad del viaje que es vivir la ciudad. No hay grandes posibilidades de producir cambios sustanciales si esas decisiones siguen tomándose lejos del ámbito público y si la noción de lo público continúa encogiéndose. La pérdida de credibilidad de la política como medio de construcción de proyectos colectivos agrava el problema. En este sentido, la participación activa de la ciudadanía en ejercicio de sus derechos es una responsabilidad ya impostergable.

En el marco de la Carta Mundial por el Derecho a la Ciudad, que propone “…el usufructo equitativo de las ciudades dentro de los principios de sustentabilidad, democracia, equidad y justicia social”, la Red Latinoamericana por Ciudades Justas, Democráticas y Sustentables plantea:

“Sostenemos que las ciudades son construcciones sociales y sus desarrollos históricos pueden cambiarse. Creemos que ciudades Justas, Democráticas y Sustentables son posibles y para que este proyecto se concrete son necesarias la participación, la corresponsabilización y la acción colectiva de los diferentes sectores de la sociedad.

  • Una Ciudad Justa es aquella en la que existe una distribución equitativa de bienes, servicios, derechos y deberes con el fin de lograr el bien vivir y la dignidad humana.
  • Una Ciudad Democrática es aquella en la que todos los ciudadanos tienen la posibilidad efectiva de participar e incidir en las decisiones que definen el rumbo y el modelo de desarrollo de la ciudad.
  • Una Ciudad Ambientalmente Sustentable es aquella en la que el modelo y dinámica de su desarrollo y patrones de consumo son respetuosos y cuidadosos de los recursos naturales y de las generaciones futuras.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s